GlobalMedia

(INFOGRAFÍA) Robo de gasolina, negocio de mafias en SLP

En diversas zonas del estado operan puntos de venta clandestina de combustible robado


(INFOGRAFÍA) Robo de gasolina, negocio de mafias en SLP
2017-01-08 10:00:00
mail globalmedia

Por: Redacción

La venta ilegal de combustible en San Luis Potosí se ha vuelto tan cotidiano que la misma autoridad ha tolerado esta actividad que pone en riesgo a la ciudadanía por la carencia de control en su manejo, pues sólo basta con transitar los tramos carreteros de la entidad y percatarse de los puntos de venta que operan sin temor a una detención, a un decomiso o a un incidente que ponga en riesgo la vida de quienes están alrededor.

 

Este fenómeno existe desde hace años, pero el mercado negro del combustible ha crecido gracias a factores como la escasez y el incremento en el precio de la gasolina, que hoy por ejemplo en la capital pasó de 13. 98 pesos el litro de Magna a 15.81, la Premium paso de 14.81 a 17.73, mientras que el diesel pasó de 14.63 a 16.88.

 

“Es un delito que se lleva a cabo a la luz del día, y ante los ojos de las autoridades y las autoridades se niegan a intervenir ese tipo de negocios, no sé yo si están en contubernio, no sé yo si les pidan participación a las autoridades, no sé”, señaló el presidente de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar) en la entidad Juan Manuel Valdez.

 

En un periodo de 13 años sólo se han realizado dos operativos para decomisar combustible clandestino, uno fue durante la administración de Fernando Silva Nieto (1997 y 2003) se realizó un operativo y durante ese tiempo se decomisaron en tan sólo dos puntos de venta de combustible cerca de 30 mil litros de diesel, el más reciente operativo se llevó a cabo el año pasado, pero sólo se revisó un punto de venta y se decomisó menos combustible, y no existe en planes otro operativo.

 

¿Quién y cómo se vende la gasolina clandestina?

Se les conoce como “huachicoleros” y se dedican a la venta clandestina de diesel, el término proviene de la mezcla de esta gasolina con otras sustancias como el aceite y el petróleo para tener más volumen y allegarse a más ganancias.

 

Los vendedores obtienen este combustible de manera ilegal de los tráiler o unidades de carga pesada a través de la ordeña, pero en complicidad de los operadores, quienes llegan a este punto de venta para sustraer el producto, o también a través de pipas que extraen el combustible de tomas clandestinas detectadas en otras entidades.

 

“Tienen contenedores, tambos de 200 litros entonces si todos los días pasan mil camiones entonces imagínate de a 50 litros de a 100 litros, cómo no van a llenar miles de litros”, manifestó Raúl Torres Mendoza, presidente de la Asociación Mexicana de Organizaciones Transportistas (AMOTAC) en el estado.

 

La falta de una oportunidad laboral, la marginación y pobreza orilla a las personas de estas regiones, donde se han localizado estos puntos de venta, a comercializar este producto de manera ilegal sin medir las consecuencias.

 

Negocios Improvisados

En los tramos carreteros de Santo Domingo a Matehuala, Carretera México-Querétaro  tramo Villa de Reyes a Santa María, pero también se han localizado puntos de venta clandestina en la zona de la Huasteca, desconociéndose la cantidad total de vendedores porque la autoridad no ha realizado operativos que regulen esta actividad.

 

Una o dos personas cuidan el negocio, en un terreno de un metro cuadrado en construcciones hechas de madera y cartón o fincas semiderrumbadas, donde se improvisan puntos de venta, ahí se  ofrecen a traileros llenar el tanques de sus unidades o vender el producto en garrafas; personas con franelas hacen señas o antorchas, dan la ubicación de esos sitios.

 

“Cuando vas entrando a San Luis Potosí tal parece que estamos en la era medieval, hay muchas antorchas para llegar a San Luis Potosí, tú crees que la autoridad Federal no ve todo eso, claro que lo ve, entonces dónde queda Protección Civil, la Semarnat, es un peligro”, expresó Raúl Torres Mendoza.

 

Producto a bajo costo y de baja calidad

Mientras el diesel se comercializa en las estaciones de gasolina en 16.88 pesos el litro, en estos sitios clandestinos el producto se vende entre 9 y 13 pesos, dejando de ganancia a los vendedores de entre uno y 1.5 pesos por litro, sin embargo, el precio se determina de acuerdo al horario de venta, pues durante el día está en un precio, por la tarde otro y en la noche otro.

 

Se calcula que entre 100 y 150 mil litros mensuales de combustible son vendidos, tan sólo en el tramo de Santo Domingo a Matehuala, y los empresarios transportistas aseguran que las pérdidas económicas por esta venta ilegal son considerables.

 

“Estos 50 litros para nosotros nos pega en un viaje redondo a México, nos pega en Mil 500 pesos, nosotros como transportistas hemos puesto los GPS que pueda haber, ya hay GPS para los tanques cuando le llegan extraer los litros”, manifestó Torres Mendoza.

 

Y para evitar estas pérdidas, los empresarios le invierten en GPS y trampas para tanques, gastando en promedio entre  mil y seis mil pesos por seguridad, sin considerar el sistema de monitoreo que cuesta en promedio 12 mil pesos y sólo el 60 por ciento de la flota total en la entidad cuenta con este sistema.

 

Cifras de la PGR

Aunque los transportistas aseguran que estos puntos de venta clandestinos parecieran invisibles para la autoridad, la delegación de la Procuraduría General de la República (PGR) en San Luis Potosí dio a conocer que durante el 2016 se abrieron 61 carpetas de investigación por esta actividad irregular.

 

Se decomisaron 201 mil 185 litros de combustible, durante un operativo donde participaron autoridades de los distintos órdenes de gobierno sin que se hayan detenido a personas.

 

Y se detectó que en la Huasteca, específicamente en Ciudad Valles, Villa de Reyes y Santa María del Río como principales zonas de venta clandestina.

 

Empresarios transportistas piden a las autoridades establecer operativos para erradicar esta actividad que se ha mantenido por más de 14 años.

 

 

Notas Relacionadas

LO MAS TRASCENDENTE