GlobalMedia

(INFOGRAFÍA) Niños delincuentes aterrorizan a San Luis

Ponen en jaque a colonias: Roban, causan lesiones y hasta homicidios


(INFOGRAFÍA) Niños delincuentes aterrorizan a San Luis
2016-12-29 21:00:00
mail globalmedia

Por: Miguel Ángel Lucio

Fueron detenidos tras cometer delitos considerados como graves, que van desde homicidios, delincuencia organizada, secuestro y violación; hoy cumplen una sentencia y por más raro que parezca se han vuelto parte de la realidad de San Luis. Se trata de adolescentes menores de 18 años involucrados en conductas ilícitas.

 

Otro grupo, menos agresivo, pero que al final también daña a la sociedad, se dedica a cometer delitos calificados como no graves, como el homicidio culposo, robos y lesiones.

 

Según el Centro de Internamiento Juvenil (CIJ), a la fecha, 24 adolescentes menores de edad enfrentan un proceso de internamiento por delitos considerados como graves, mientras 269 enfrentan un proceso en libertad, pero con la obligación de cumplir ciertas tareas, luego de que cometieran delitos no graves, especialmente robos. 

 

“Cada joven tiene su propia historia, cada joven viene con una historia de la que evidentemente son responsables ellos por ser adolescentes, también hay una responsabilidad social alrededor, en donde nosotros intentamos ayudar, porque conocemos la historia de cada joven y eso nos da las pautas para poder mejorar nuestra tarea de rehabilitación para con ellos”, señaló María Concepción Guadalupe Nava Calvillo, directora general de Ejecución de Medidas para Menores.

 

Dependiendo del delito es cómo se aplica la pena. Actualmente, con la nueva ley de Justicia Penal para Adolescentes, la más grave llega alcanzar hasta 5 años.

 

“En la ley todavía vigente, pero que va ser poco a poco derogada por la nueva ley nacional, en esa ley anterior la máxima pena podría ser hasta de 18 años para un adolescente, hoy por hoy la máxima pena es de 5 años y dependiendo del grupo etario al que corresponda el joven”, precisó la funcionaria.

 

Durante el 2015, 216 adolescentes llevaron un proceso en libertad, pero este año se registró un 20 por ciento de aumento de menores que participaron en algún ilícito considerado como no grave, lo que prende los focos rojos entre la población.

 

VECINOS ATERRORIZADOS

 

Vecinos de varios puntos de la ciudad capital se sienten angustiados, con rabia y coraje por la serie de delitos que se cometen, pero una de las cosas que más llama su atención es la participación de menores de edad. Adolescentes entre 15 y 17 años, niños, porque según la ley, se es niño hasta los 18 años. 

 

Operan en grupos de 5 y 6 personas y a veces se transportan en bicicletas. Unos días de la semana operan en unas colonias y luego se mueven a otras, para robar a transeúntes y coches. Según la información recabada por GlobalMedia en la ciudad hay varios grupos. 

 

“Ya varia gente los ha visto, los han grabado algunas cámaras en algunos negocios que están en un grupo”, señaló una mujer que prefirió guardar el anonimato por temor a represalias.

 

Los conocen como los asaltantes de las bicicletas, y llevan a cabo sus fechorías en zonas de poca vigilancia, donde el flujo de personas es mínimo y para evitar levantar sospechas primero uno ataca y después intervienen los demás.

 

“Las personas que han sido asaltadas refieren que traen pistola, pues algunas veces traen sudaderas de capucha”.

 

No hay registro, ni hay denuncias, pues las víctimas refieren sentirse temerosas de que vuelvan a regresar, puesto que durante el atraco fueron amedrentados.

 

Algunas colonias donde se han identificado a estos grupos son: Capricornio, El Paseo, Himno Nacional, Santuario y avenida de Los Pinos. 

 

CON LUJO DE VIOLENCIA 

 

Recientemente otra víctima cayó en sus manos, anónimamente comentó que mientras se dirigía a su domicilio, después de una jornada laboral, los adolescentes, algunos menores de edad, lo abordaron, primero uno y después el resto, y con saña arremetieron contra él.

 

“Llego a la esquina de donde trabajo y de repente llega un chavo en una bicicleta, me pide la cartera, no traigo cartera, le dije que le daba mi dinero, pero pues al momento de darle el dinero intenté defenderme, después llegó otro chavo con un arma y luego llegaron otros tres, me golpearon, me tumbaron y quitaron lo que traía”.

 

La víctima señala que todo fue muy rápido y que no podría identificarlos, pero si pudo percatarse que los maleantes vestían ropa holgada y sudaderas con capucha para evitar ser identificados.

 

“La primera persona que se acercó traía un suéter con gorro, una cachucha y pues estaba muy obscuro, tenía demasiada sangre en la cara y lágrimas, yo la verdad no podía ver nada, cuando me quise levantar detonaron el arma y me dijeron que no los volteara a ver”.

 

¿QUÉ INFLUYE PARA QUE UN MENOR DELINCA? 

 

Son múltiples los factores que influyen para que un menor de edad delinca,  donde la familia y la escuela son fundamentales.

 

“La cuestión económica, el entorno social, todo el ambiente también influye bastante en los niños, tomemos en cuenta que un joven o un niño que no tienen un proyecto personal, obviamente si no tienen en que entretenerse, deporte, educación, actividades y de más, son caldo de cultivo para que  esos grupos delictivos les llamen la atención”, refirió el abogado especialista en justicia para adolescentes, Juan Carlos Ramírez Salazar.

 

El experto mencionó que los jóvenes buscan empatía, cobijo, afecto y reconocimiento, grupos que les brinden una forma de integración, dejando de lado el riesgo que representa el pertenecer a bandas delictivas.

 

“Hay que considerar que muchos grupos y jóvenes ya lo saben y están conscientes de que su vida va ser un tanto corta, hablamos de un promedio de 30 a 35 años, ellos ven más que nada lo atractivo, es una forma de obtener ingresos de cierta forma cómoda”.

 

Hoy existe una ley del Sistema Integral de Justicia para Adolescentes, la cual reconoce la responsabilidad de los niños y adolescentes y será aplicable a aquellos que tengan entre 12 y 17 años de edad, sanciones que van desde la privación a la libertad hasta una orientación para que se reintegren a la sociedad, pero el mayor reto sigue siendo la reintegración. 

 

Notas Relacionadas

LO MAS TRASCENDENTE